Ninguna noticia es buenas noticias. En la Blogósfera ¡NO!


Ninguna noticia es buenas noticias, es un antiguo dicho que se le atribuye al Rey Jacobo I de Inglaterra, en 1616. En la actualidad, los programadores conocen esta frase de la política de notificación de errores de Unix y Linux: los procesos deben devolver cero en caso de exito, 1 en caso de error (otros valores para errores específicos).

Todo esto viene a que, aún cuando esto parece ser muy útil en algunos momentos, cuando se trata de tu blog no es así. Un blog requiere de las palabras para tener vida, es por eso que en la blogósfera: ¡ninguna noticia, son muy malas noticias!

Así que queridos compañeros lecto-escritores: escriban. De lo que quieran, de sus hobbies, de cómo se divierten, de lo que han hecho, de lo que trabajan. O dejen morir su blog.
La razón real de esta entrada.

Hoy me reclamaron que no avisé cuando actualicé el diseño de aikon.com.ve y mi respuesta vino en la línea de “ninguna noticia es buenas noticias”… pues me equivoqué, y heme aquí enmendando mi error.
Actualicé mi sitio y ahora tengo un mini-me en el footer (y que reproduzco aquí para los lectores), saludandolos alegremente cuando leen mi sitio. También tengo logo nuevo y lo pueden disfrutar en mi gravatar también.

Entradas que pueden interesarte